sábado, 1 de septiembre de 2007

Conquista de victoria

Los cristianos necesitan estrategia bajo la dirección del Espíritu Santo para vencer a las fuerzas espirituales de maldad y vamos a ver la forma en que esto se consigue apoyándonos en el Sal.18 de la Biblia.


Sal.18.1-3 "1 Te amo, oh Jehová, fortaleza mía. 2 Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador; Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; mi escudo, y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio. 3 Invocaré a Jehová, quien es digno de ser alabado, y seré salvo de mis enemigos".

Una declaración hecha por un hombre con un corazón humilde, creyente, que con fe en su Dios fue capaz de vencer en batalla a un gigante, un hombre que se formó en batallas como guerrero conquistador, un hombre que llegó a ser rey, pero que a la vez sabía adorar con música a su Dios y que tenía libertad en el espíritu para danzar delante de su Señor. Un hombre que cayó en la trampa del pecado (Sal.32.3-5 "3 Mientras callé, se envejecieron mis huesos En mi gemir todo el día. 4 Porque de día y de noche se agravó sobre mí tu mano; Se volvió mi verdor en sequedades de verano. 5 Mi pecado te declaré, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones a Jehová; Y tú perdonaste la maldad de mi pecado") y que luego de ser amonestado por un profeta de Dios lo perdonó pero no lo dejó sin castigo (2S.12.13-14 "13Entonces dijo David a Natán: Pequé contra Jehová. Y Natán dijo a David: También Jehová ha remitido tu pecado; no morirás. 14Mas por cuanto con este asunto hiciste blasfemar a los enemigos de Jehová, el hijo que te ha nacido ciertamente morirá")

David declara con fe: "invocaré a Jehová2 y seré "salvo", no es tan solo un reconocimiento histórico de lo que Dios ha hecho, sino la declaración con convicción de lo que el continuará realizando. El mayor enemigo espiritual que tenia David también es nuestro enemigo el día de hoy y haríamos bien si retenemos las enseñanzas prácticas de este varón.

NOSOTROS TENEMOS QUE TOMARNOS DEL PODER DE DIOS PARA VENCER A NUESTROS ENEMIGOS ESPIRITUALES... Y ESTO LO VAMOS A PRECIAR MÁS CLARAMENTE SI CONSIDERAMOS EL ESCENARIO EN QUE SE MANIFIESTA ESTE PODER:

1. NUESTROS ENEMIGOS SON MÁS FUERTES QUE NUESTRA HUMANIDAD:
Esto lo sabía David Sal.18.17 2Me libró de mi poderoso enemigo, Y de los que me aborrecían; pues eran más fuertes que yo"

1.1 LOS ENEMIGOS NOS ASALTAN EN EL QUEBRANTO:
Sal.18.18 "Me asaltaron en el día de mi quebranto, Mas Jehová fue mi apoyo"

1.2 LOS ENEMIGOS PUEDEN ASUSTARNOS:
Sal.18.4 "Me rodearon ligaduras de muerte, y torrentes de perversidad me atemorizaron"

1.3 LOS ENEMIGOS TRATAN DE DESTRUIRNOS:
Sal.18.5 "Ligaduras del Seol me rodearon, Me tendieron lazos de muerte"

2. NUESTRO DIOS TIENE PODER PARA LIBRARNOS DE NUESTROS ENEMIGOS:

2.1 DIOS ESCUCHA NUESTRA PETICIÓN:
Sal.18.6 "En mi angustia invoqué a Jehová, y clamé a mi Dios. El oyó mi voz desde su templo, Y mi clamor llegó delante de él, a sus oídos"

2.2 DIOS REPRENDE CON AUTORIDAD A LOS ENEMIGOS:
Sal.18.15 "Entonces aparecieron los abismos de las aguas, Y quedaron al descubierto los cimientos del mundo, A tu reprensión, oh Jehová, Por el soplo del aliento de tu nariz"

2.3 DIOS HACE HUIR Y DESTRUYE A LOS ENEMIGOS:
Sal.18.14 "Envió sus saetas, y los dispersó; Lanzó relámpagos, y los destruyó"

3. NOSOTROS TENEMOS QUE TOMARNOS CON FUERZA DE ESTE PODER:

3.1 CREAMOS EN LA EFICAZ PROTECCIÓN DE DIOS
Sal.18.1-3 "Te amo, oh Jehová, fortaleza mía. 2 Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador; Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; Mi escudo, y la fuerza de mi salvación, mi alto refugio. 3 Invocaré a Jehová, quien es digno de ser alabado, Y seré salvo de mis enemigos" (más fácil cantarlo que vivirlo)

3.2 ESFORCÉMONOS POR QUE NUESTRAS VIDAS AGRADEN A DIOS
Sal.18.17-23 "17 Me libró de mi poderoso enemigo, y de los que me aborrecían; pues eran más fuertes que yo. 18 Me asaltaron en el día de mi quebranto, Mas Jehová fue mi apoyo. 19 Me sacó a lugar espacioso; Me libró, porque se agradó de mí. 20 Jehová me ha premiado conforme a mi justicia; Conforme a la limpieza de mis manos me ha recompensado. 21Porque yo he guardado los caminos de Jehová, Y no me aparté impíamente de mi Dios. 22 Pues todos sus juicios estuvieron delante de mí, Y no me he apartado de sus estatutos. 23 Fui recto para con él, y me he guardado de mi maldad"

3.3 CLAMEMOS A DIOS CON FE EN LAS DIFICULTADES
Sal.18.6-9 "En mi angustia invoqué a Jehová, y clamé a mi Dios. El oyó mi voz desde su templo, y mi clamor llegó delante de él, a sus oídos. 7 La tierra fue conmovida y tembló; Se conmovieron los cimientos de los montes, Y se estremecieron, porque se indignó él. 8Humo subió de su nariz, Y de su boca fuego consumidor; carbones fueron por él encendidos. 9 Inclinó los cielos, y descendió; Y había densas tinieblas debajo de sus pies"

CONCLUSIÓN:
Cosechemos la bendición de la protección oportuna de Dios
Sal.18.24 "Por lo cual me ha recompensado Jehová conforme a mi justicia; Conforme a la limpieza de mis manos delante de su vista"